Chaleco para un otoño caluroso
25 noviembre, 2014
Pañuelos al estilo Prorsum
27 noviembre, 2014
Mostrar todo

Ro Sa Na. Tiene dos polos

Sí, así es, tiene dos polos y no precisamente de ésos en los que el caballo es más grande que el pecho de quien lo lleva, ni uno de ésos con un cocodrilo, ni uno de ésos con una banderita. El tío es BIPOLAR.

Que sí, que yo me enamoro muy fácilmente, como por ejemplo, ver por primera vez a un chico e imaginarte con él, cogida de la mano, saliendo de la iglesia en la que se acaba de celebrar una boda, la nuestra. Que sí, que me monto unas películas dignas de Martin Scorsese, de ésas en las que se puede interpretar el final y casi nadie se entera de nada… ¿¿hola?? Pero en este caso os juro que ha sido todo bien real, todo todito.

Nos conocemos, conectamos enseguida, se viene a casa, seguimos comprobando que conectamos a las mil maravillas, noche de 10. Semana de 10. Pasan dos meses sin noticias. ¿Alguien me explica por qué se usa el refrán “No news are good news”?, de eso nada monada.

Y yo venga pensar en qué había pasado, qué había hecho yo mal y di con la respuesta: NADA. Pero no fue fácil, os lo aseguro. Tuve que salir de fiesta, encontrármelo y esperar. Esperaba que no hubiera ni un saludo, sería lo lógico después de lo no ocurrido, pero no: me dio dos besos, en la boca y ¡¡delante de todo el mundo!! Y ahí, petrificada vi la luz, el tío está como una chota.

¿Y qué pasa con los locos? Que aparecen a los meses y con la lluvia, y el sábado, en mi casa, llovió.

tren-rosana

Rosana Estrugo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.